Un barco carguero que transportaba 4.000 coches VW, Porsche, Bentley, Audi y Lamborghinis, en llamas en el Atlántico

Por Wenceslao Pérez Gómez

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Un barco que transportaba alrededor de 4.000 vehículos, incluidos Volkswagen, Porsche, Audi, Bentley y Lamborghinis, se ha incendiado cerca de la costa de las Azores,  varios remolcadores han acudido a su rescate, y será remolcado a otro país europeo, o a las Bahamas.

Las baterías de iones de litio de los vehículos eléctricos a bordo, se han incendiado y el incendio ha requerido un equipo especializado para extinguirlo, según ha declarado el capitán Joao Mendes Cabeças, del puerto de Hortas, aunque no está claro si las baterías provocaron primero el fuego.

«El barco se está quemando de un extremo al otro… todo está en llamas a unos cinco metros sobre la línea de flotación», dijo Cabeças. “Los barcos de remolque están en ruta desde Gibraltar y los Países Bajos, y tres deberían haber llegado el pasado miércoles”, comentó Cabeças, y agregó que “el barco no podía ser remolcado a las Azores, porque era tan grande que bloquearía el comercio en el puerto”.

En este sentido, el economista estadounidense Patrick Anderson, ha estimado que la pérdida inicial podría ser de 255 millones de dólares.»Una estimación rápida, suponiendo que el barco estaba solo parcialmente lleno, o que una parte de la carga se salvó sin daños, es que hay al menos 255 millones de dólares o más en vehículos perdidos, además de muchos millones en costos de salvamento, así como pérdidas, aguas abajo, en los concesionarios de automóviles. Podría ser más», afirmó Anderson en un comunicado, enviado por correo electrónico hoy viernes.

Un equipo de rescate de 16 personas de Smit Salvage, propiedad del ingeniero marino holandés Boskalis, ha sido enviado al barco para ayudar a controlar las llamas.

El barco de bandera panameña, propiedad de Snowscape Car Carriers SA y administrado por Mitsui O.S.K. Lines Ltd., viajaba desde Emden, Alemania, donde Volkswagen tiene una fábrica, a Davisville, R.I.,que es un puerto a unas 70 millas al sur de Boston.

Los 22 tripulantes a bordo, han sido evacuados el miércoles pasado, cuando se desató el incendio, sin que nadie resultara herido, según un comunicado de la la Armada de Portugal.

Alrededor de 1.100 Porsche y 189 Bentley estaban a bordo, según portavoces de las marcas de automóviles. Audi, otra marca de Volkswagen, confirmó que algunos de sus vehículos también estaban en el barco, pero no se ha especificado cuántos. Un correo electrónico interno de las operaciones estadounidenses de Volkswagen, reveló que había 3965 vehículos del Grupo Volkswagen a bordo del barco. Más de 100 de esos autos se dirigían al Puerto de Houston en Texas, y los modelos GTI, Golf R e ID.4 se consideraban en riesgo, según el correo electrónico. La industria automotriz ya está luchando con problemas de suministro, incluidos los problemas de personal relacionados con la pandemia y la escasez mundial de chips.