Tratar las afecciones de los pies a tiempo mediante la quiropodia con los expertos de podología de Clínica Viasalud

Por Remitido

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Los pies son una de las partes más importantes del cuerpo, ya que cualquier afección que sufran puede repercutir directamente en el correcto funcionamiento de las demás. A pesar de su relevancia, esta extremidad es una de las grandes olvidadas cuando se trata de salud.

En ese contexto, los expertos recomiendan someterse a consultas con profesionales de la podología de forma periódica. Uno de los tratamientos más realizados es la quiropodia, que tiene como finalidad evitar que las pequeñas lesiones en el pie aumenten su gravedad con el tiempo, y puede llevarse a cabo en centros como Clínica Viasalud.

¿Qué es la quiropodia y en qué consiste?

La quiropodia es un tratamiento de la podología que consiste en la eliminación de callosidades y alteraciones en las uñas de los pies, con la finalidad de evitar que estas afecciones se conviertan en otras de mayor gravedad.

El podólogo hace una revisión general del estado de los pies, también con la finalidad de detectar otras afecciones como hongos y papilomas, entre otros.

A veces suele confundirse la quiropodia con la pedicura. Sin embargo, es importante resaltar que no son lo mismo, pues mientras la pedicura se basa en embellecer los pies, la quiropodia tiene como finalidad lograr la salud de los mismos. Durante el tratamiento, el especialista elimina las durezas y callos y corta y lima las uñas con fines terapéuticos, para finalizar con una hidratación y masaje relajante. En Clínica Viasalud tienen a la disposición este importante tratamiento para mejorar la salud de los pies.

¿Qué afecciones pueden ser tratadas con la quiropodia?

Usar un calzado inadecuado puede ser la causa de una alteración biomecánica del pie, lo que puede traer como consecuencia algunos problemas para la salud y adecuado funcionamiento del mismo. Una de las afecciones más comunes es la aparición de callosidades, las cuales pueden llegar a ser bastante dolorosas si no se tratan a tiempo. Los juanetes también son una alteración muy común y, además de ser dolorosos, pueden causar una deformación en los dedos. También hay muchas personas que sufren de uñas encarnadas, afección que genera mucho dolor y que si no se trata de la forma adecuada, puede infectarse y empeorar el estado.

En todos estos casos, lo correcto es asistir a un centro especializado en podología, como la Clínica Viasalud en Valencia, donde los expertos en el área podrán realizar los tratamientos adecuados para mejorar la salud de los pies, como la quiropodia. Los pacientes de este centro cuentan con un tratamiento personalizado, elegido tras realizar un diagnóstico exacto a través de su sistema de diagnóstico biomecánico.