¿Por qué es importante contratar a una gestora de altas de IVA en Europa?

Por Remitido

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La Unión Europea es uno de los mercados más importantes del todo el mundo, con cerca de 500 millones de consumidores activos en la actualidad. Sin embargo, las compañías que quieran hacer negocios en este campo fértil deben adaptarse a las diferentes normativas fiscales.

El impuesto sobre el valor añadido (IVA) está vigente en todos los países del continente europeo. Por esta razón, una de las formas más rápidas y eficientes de estar al día con este tributo es contratar a una gestora de altas de IVA en Europa.

Marosa destaca entre las ofertas porque brinda atención en todos los idiomas principales del continente.

¿Cómo es el proceso para el registro de altas de IVA en Europa?

Además de la directiva de IVA vigente en los países de la Unión Europea desde el año 2006, cada país tiene su legislación propia en cuanto a las transacciones comerciales. Estar al día con las normas evita que las multinacionales sean objeto de multa y abre la puerta a beneficios y estímulos económicos.

En este sentido, el primer paso para registrar las altas del IVA en Europa es hacer una solicitud con la documentación de la empresa ante las autoridades correspondientes. Después, se procede a la petición de un número de identificación fiscal (NIF), el cual será útil para las futuras declaraciones.

Una vez que la compañía reciba este dato, comienza el período permitido de actividad comercial y, dependiendo de la zona, los recuentos de compras y ventas tienen que ser mensuales, trimestrales o siguiendo el período que exijan las leyes.

¿Cómo agilizar el proceso de altas de IVA?

Tanto las empresas con sedes físicas como los negocios pertenecientes al e-commerce están sujetos a la obligación del impuesto mencionado si realizan determinadas transacciones en los países de la UE. Ambos modelos de comercio necesitan asesoría profesional por las complicaciones que supone la administración fiscal en cada país. 

Marosa es una agencia especializada en IVA que resulta la opción ideal para los dos tipos de sociedades. Además, la gestora lleva a cabo los registros de IVA de empresas extranjeras tanto de manera presencial – gracias a los contactos locales de cada país, por envío postal a la oficina o por envío electrónico, dependiendo de las órdenes de la nación receptora. 

El equipo multilingüe de Marosa se ocupa de recopilar y mantener al día todos los documentos, incluyendo sus respectivas traducciones. Además, ofrece un avanzado sistema de validación de VIES para comprobar hasta 4.000 números intracomunitarios de IVA por día y descartar inconsistencias.

Gracias a las agencias de registro de IVA, la expansión comercial en Europa es una realidad para las empresas. Las herramientas automatizadas de estas gestoras demuestran que las declaraciones fiscales no tienen por qué ser un dolor de cabeza, sino que pueden convertirse en procesos rápidos y confiables.