PharmaMar reduce su beneficio un 9% en el primer trimestre, hasta los 22 millones

Por Redacción

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

PharmaMar contabilizó un beneficio neto atribuible de 22 millones de euros en el primer trimestre del año, lo que supone una reducción del 9,1% con respecto a las ganancias registradas durante el mismo periodo del ejercicio precedente, según consta en el informe de cuentas trimestrales de la empresa.

La cifra de negocio de la farmacéutica superó los 53 millones a cierre de marzo, lo que supone un crecimiento de un 4% en comparación con el primer trimestre de 2021. Las ventas de producto se impulsaron un 1,5%, mientras que los ingresos procedentes de acuerdos de licencia y desarrollo mermaron un 11,6%. Esta caída fue compensada con los royalties, los cuales se expandieron un 27%.

La empresa ha destacado la buena evolución del negocio de oncología, que hizo que los ingresos recurrentes (ventas más royalties) crecieran durante los tres primeros meses del año un 7%, hasta los 46 millones de euros.

De ellos, los ingresos de Zepzeica (lurbinectedina) en Europa bajo el programa de ‘early access’ crecieron hasta los 8,7 millones de euros, lo que representa un incremento del 1% con respecto al mismo periodo del año anterior.

En el caso de los ingresos no recurrentes por acuerdos de licencia, se refieren principalmente al reconocimiento de ingresos del acuerdo de licencia suscrito con Jazz Pharmaceuticals y que suman un total de 7,2 millones de euros, frente a los 8 millones que se registraron en el primer trimestre del año anterior.

Durante los tres primeros meses del año, la partida destinada a I+D ascendió a 19 millones de euros, dados los ensayos clínicos en curso. La cifra supone un incremento del 29% con respecto al primer trimestre del ejercicio precedente.

De su lado, el resultado bruto de explotación (Ebitda) alcanzó los 20,6 millones de euros a cierre de marzo, lo que supone un incremento del 6% con respecto al mismo periodo de 2021.

El grupo generó en sus actividades de explotación 26 millones de caja a 31 de marzo de 2022. Esto supone que a cierre del primer trimestre el total de caja y equivalentes de la empresa alcanzara los 249 millones de euros. Por su parte, la deuda financiera total de la compañía se redujo hasta los 44 millones de euros, desde los 46 millones registrados a cierre del ejercicio anterior. En consecuencia, la caja neta creció un 23%, pasando de los 167 millones de euros en diciembre de 2021 hasta los 206 millones que se registran a cierre de marzo.