Peugeot Motocycles sugiere 10 consejos imprescindibles para una conducción segura de los pilotos principiantes

Por Wenceslao Pérez Gómez

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Para conducir una moto 2 o 3 ruedas es fundamental seguir unas pautas de conducción encaminadas a aumentar la seguridad vial como usuarios, No basta con haber conducido un vehículo de dos o tres ruedas en un escenario virtual, ni saber ir en bicicleta o tener un permiso de conducción B, a pesar de que sea válido para manejar un 2 ruedas de hasta de 125cc o, incluso, scooters de 3 ruedas convalidados. Familiarizarnos con nuestra motocicleta es una clave fundamental para controlarla en circunstancias adversas y minimizar riesgos, pero hay más. Francisco Domínguez, Director General de Peugeot Motocycles para España, nos comparte una serie de consejos que los usuarios principiantes deberían tener en cuenta antes de “dar gas”:

1º Buen equipamiento

“Es recomendable un equipamiento de motorista completo que te proteja de quemaduras, magulladuras, etc.”, explica Domínguez. Evítalas equipándote con guantes, casco homologado, un calzado adecuado cerrado y una chaqueta con refuerzo en hombros y rodillas. “Estos elementos son una inversión que merece la pena por la protección que te brindan y su durabilidad en el tiempo”, subraya el Director General de la marca francesa.

2º Conocer el nuevo vehículo

Conocer el nuevo vehículo, tanto si eres usuario habitual de motos como si no. Tal y como apunta el experto, “es imprescindible un periodo de adaptación progresivo a tu nueva moto o scooter”. Ve de menos a más (primero con una conducción suave), estudia sus reacciones (frenadas, curvas, etc.). “Merece la pena tomárselo con calma al principio si quieres evitar sustos”, destaca Francisco Domínguez.

3º Prácticas para conductores noveles

Si es tu primera moto y no dispones de un permiso específico para motos, Domínguez hace hincapié en la importancia de tomar unas clases de formación previas a la retirada del vehículo del concesionario. “Infórmate en autoescuelas y contrata al menos una hora de práctica para una primera toma de contacto supervisado por un profesional, es vital”. También te recomiendo acceder a la plataforma “Vive la Moto” de Anesdor, donde encontrarás contenidos para la seguridad vial de los motoristas, comenta el directivo de Peugeot Motocycles.

“Y tanto como si ya tienes un permiso específico de motos como si no, no descartes la idea de seguir formándote. Existen multitud de cursos adaptados a terrenos, tipos de conducción… son una manera estupenda de adquirir buenos hábitos desde el principio, ir mejorando y perfeccionar las maniobras con la ayuda de monitores especialistas, además de proporcionarte mayor seguridad. Además, te permitirá también saber hasta dónde llega tu vehículo para sacarle el mejor partido”, expone.

4º Mejor solo, aunque bien acompañado

“En este periodo de adaptación, valora llevar pasajeros”, subraya el Director General de Peugeot Motocycles para España. Aprende a manejar la motocicleta en primer lugar, acostúmbrate a ella, a su peso, controla tu equilibrio… Añadir un elemento más a esta ecuación puede influir en un momento de frenada de urgencia o cualquier otra maniobra inesperada.

5º Rodaje progresivo en carretera

En cuanto a los primeros pasos con tu nueva motocicleta, Domínguez apunta: “es aconsejable que no hagas estos primeros kilómetros en zonas urbanas, busca una carretera con poca circulación”. De esta manera, podrás estudiar el comportamiento de tu nuevo scooter o motocicleta sin sentirte agobiado por el tráfico de la ciudad y el resto de vehículos.

6º Precaución en asfalto mojado

“No es aconsejable hacer los primeros kilómetros sobre calzada mojada o húmeda”, recuerda el experto. Esta circunstancia requiere un control adicional del vehículo por lo que, sobre todo si acabas de adquirirlo, es conveniente dedicar unos kilómetros a observar y familiarizarte con el comportamiento de la montura sobre una superficie resbaladiza.

7º Frenadas de emergencia

Las frenadas de emergencia, son muy comunes en la ciudad, por eso es fundamental “estar alerta” a lo que pasa alrededor. Recuerda que en caso de realizar una frenada de emergencia sobre suelo seco, la motocicleta debe estar totalmente vertical al actuar sobre los dos frenos con diferente intensidad (con la práctica aprenderás cuando y como aplicar dicha intensidad). Si se trata de tu primera moto, mejor un modelo equipado con frenada ABS o combinada. De este modo, no tendrás que preocuparte por repartir la frenada entre la rueda de delante y la trasera. “En este aspecto, toda la gama Peugeot Motocycles equipa una u otra frenada para maximizar la seguridad de sus usuarios”, explica Domínguez.

8º Mantén la distancia de seguridad con el resto de los vehículos

En la mayoría de los casos estarás rodeado de otros vehículos, e incluso, de personas, por lo que es fundamental que los observes para anticiparte a sus maniobras. En conducción urbana, el experto de Peugeot Motocycles aconseja respetar la distancia de seguridad y mantener los dedos índice y corazón de cada mano apoyados levemente sobre los frenos para reducir al máximo el tiempo de frenada en caso de tener que actuar con rapidez.

9º Conocimientos básicos

Francisco Domínguez insiste en algo fundamental al adquirir tu vehículo: “lee el manual y cumple las recomendaciones de uso de tu motocicleta que marca el fabricante”. Presión de las ruedas, niveles de líquidos… Estar al día de todas estas cuestiones te ayudará a prevenir incidencias.

10º No conduzcas tu motocicleta cuando estés estresado.