Neumáticos de invierno, la opción más segura en los meses de frío

Por Wenceslao Pérez Gómez

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

“Cambia de hábitos, cambia de neumáticos”, este es el lema para concienciar a los conductores de las ventajas que tienen los neumáticos de invierno, a la hora de circular por carreteras nevadas o húmedas en los meses de invierno. A muy bajas temperaturas e, independientemente de si el firme está seco, húmedo o cubierto de nieve, los neumáticos de invierno son la mejor alternativa para una mayor seguridad vial. No en vano, la distancia de frenado a una velocidad de 50 kms/hora, en una calzada con nieve, es de 31 metros  menor con ruedas de invierno. En terreno mojado y a 80 kms/hora, la distancia de frenado es de 6 metros inferior que con neumáticos convencionales. Además, los neumáticos de invierno ofrecen mejores prestaciones que los convencionales con temperaturas inferiores a los 7 grados, con nieve o sin nieve, y por un coste muy similar al de las cubiertas normales.

Los neumáticos de invierno están diseñados especialmente para conseguir un rendimiento superior al del neumático convencional en condiciones invernales, es decir, con bajas temperaturas  o con cualquiera de las  condiciones climatológicas adversas  que el conductor de un vehículo puede encontrarse en la carretera, durante la estación invernal y. se distingue por tres características: Banda de rodadura, laminillas y compuesto de la goma. Además, en el flanco llevan el marcaje “M+S” y un pictograma que representa una montaña de tres picos con un copo de nieve en su interior, denominado “SPMSF”, que son las siglas en inglés de “3 Peaks Mountain Snow Flake”.

En España, los neumáticos de invierno son una alternativa legal a las cadenas, según marca en Reglamento General de Vehículos y, su utilización como alternativa a las cadenas, también está prevista en la legislación vigente, en el Código de Circulación, Reglamento General de Vehículos, Reglamento General de Circulación y en el Reglamento nº117 CEPE.

Tenemos que señalar que en España, aunque está legitimado por ley su uso, la utilización de los neumáticos de invierno está muy por debajo de lo que sería recomendable, teniendo en cuenta las condiciones climatológicas de la Península Ibérica. Por ello, se ha puesto en marcha esta campaña, para dar más conocer a los automovilistas las ventajas de circular con mayor seguridad por nuestras carreteras.