Las utilidades que tendrá el token Green

Por Remitido

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

El mundo de las criptomonedas se vuelve protagonista por la revolución financiera y digital que se ha generado en los últimos años y sus problemáticas sociales y ambientales. Entre ellas, resalta un consumo excesivo de energía y su impacto en el cambio climático a la hora de realizar las transferencias a través del proceso de minado.

Como solución a este acontecimiento, GreenAir presenta un tipo de dispositivos para criptomonedas sostenibles que podrían significar el futuro de esta categoría de tecnología. Estos podrán ser adquiridos, inicialmente, mediante el token Green.

¿Las criptomonedas son sostenibles?

Los gases de efecto invernadero se producen al usar grandes cantidades de energía en la fabricación de criptomonedas y resultan ser una problemática significativa para toda la humanidad. Esto es debido a que impactan directamente en el cambio climático y aumentan las posibilidades de que existan desastres naturales como huracanes o sequías, entre otros. En esta línea, los efectos de transferencias y minería de las criptomonedas fueron criticados como perjudiciales para el medio ambiente.

Sin embargo, GreenAir, a través de un chip y una placa solar integrada, pretende tratar y reducir la cantidad de CO₂, que es uno de los principales gases de efecto invernadero. Por otro lado, sus materiales de aluminio reciclado también representarán una preservación importante de los recursos. Aunque estos dispositivos se encuentran en desarrollo, se espera que para el 2025 existan soluciones mucho más definitivas y efectivas.

¿Qué utilidades tiene el token Green?

Dado que GreenAir será un ecosistema descentralizado y pensado en solucionar las problemáticas de cambio climático y gasto energético, principalmente por el proceso de minado de las criptomonedas, se posiciona como una gran alternativa en el mercado. Se espera que salga en preventa este 2022 y estará dentro del mercado de valores mientras aún se trabaja en su desarrollo y perfeccionamiento. Para el 2023, se seguirá con la fabricación de chips que trabajarán con energía solar para que, en el 2025, estén saliendo de fábrica.

Dentro de las utilidades principales del token Green, está la solución al gasto energético por minería electrónica, la posibilidad de minar diferentes tipos de criptomonedas a través de su chip integrado, la garantía de funcionar al 100 % con energías renovables al no traer conexión a red eléctrica y los ventiladores integrados que se encargan de limpiar los contaminantes del aire. En esta línea, el token Green será un método de pago del dispositivo que solo podrá adquirirse por GreenAir y representa una gran inversión por su funcionalidad y su potencial para el futuro.