Lío entre los socios de Housers

Por Redacción

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La plataforma de financiación participativa Housers ha levantado medio millón de euros en su última ronda, a la que han acudido la mayoría de los inversores de la compañía y se han incorporado otros tres, un evento que ha coincidido en el tiempo con la salida de uno de los fundadores, Antonio Brusola, después de tres años de disputa societaria.

El dinero se destinará al cumplimiento del plan de negocio previsto para este año, con un refuerzo en la inversión en marketing de captación y ‘branding’, fundamentalmente en los mercados de Italia y Portugal, así como en España.

En cuanto a la salida de Brusola, la compañía explica que el conflicto societario se ha resulto mediante un laudo arbitral y que las dos partes tenían voluntad de llegar a un acuerdo, que ha sido gestionado por el despacho madrileño de Castañeda Abogados.

“Después de tres años de duro trabajo en el ámbito societario, en los que no hemos podido demostrar todo el potencial de la compañía, y tras el año 2020 con la llegada del covid, ahora es el momento de recoger los frutos de ese trabajo y posicionar a Housers en el lugar que le corresponde”, ha expresado el consejero delegado de la startup, Juan Antonio Balcázar.