El nuevo Citroën C4, con confort, diseño y conectividad, cautiva a gentes con optimismo.

Por Wenceslao Pérez Gómez

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

En los últimos compases de 2020, el Nuevo Citroën C4, procedente del Centro de Stellantis de Madrid, aterrizó en el segmento C, el corazón del mercado español, que supone un 48% de las matriculaciones. Con los SUV logrando un 52% de cuota de mercado y las berlinas con un 32%, la nueva generación del C4 reúne lo mejor de los dos mundos, con una silueta aerodinámica con un coeficiente SCX de 0,66 m2, y la posición sobreelevada característica de los SUV, con 156 mm de altura libre al suelo, un punto de visión de 1,22 m sobre la carretera y unas ruedas de gran tamaño: 690 mm de diámetro.

Ahora, el Nuevo Citroën C4 está a punto de culminar su primer semestre de comercialización en España y los resultados no pueden ser más convincentes: la berlina “Made in Spain” de la marca ya es el segundo modelo más vendido en su categoría y líder en el canal de venta a particulares.  Quienes eligen el Nuevo Citroën C4, buscan un automóvil con un alto nivel de equipamiento, confort y conectividad y optan por colores luminosos y elementos que hacen de su vehículo algo único: todo un respaldo a la filosofía Citroën. Se puede acceder a él, desde 18.190 euros.