El fotógrafo de boda que plasma momentos espontáneos, únicos y naturales, Dani Dávila

Por Remitido

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La noche de la boda es una de las más importantes en la vida de una pareja y un momento especial que será recordado para siempre. Para que esto sea posible, las fotos de boda cumplen una función esencial, ya que en ellas quedan plasmados los distintos momentos de la celebración.

En la actualidad, las imágenes que se toman durante la fiesta no tienen que responder a los patrones tradicionales. Cada vez más parejas buscan una fotografía de boda diferente, más espontánea y real, tal y como lo hace Dani Dávila. El fotógrafo oriundo de La Coruña aborda las fiestas como si fueran un evento periodístico y obtiene fotos vivas, originales y reales.

Un estilo sin posados en el que todos los invitados son importantes

En los trabajos fotográficos de Dani Dávila todo luce real. Tanto la pareja, como el lugar y los invitados son captados en su mejor esencia, sin posados ni sonrisas forzadas. Por un lado, es la mejor forma de generar un recuerdo de una noche especial y por otro, en ese momento el fotógrafo no molesta ni a los novios ni a los invitados con requisitos ni poses extravagantes.

Es más, el objetivo de Dani Dávila es pasar desapercibido, es por eso que, salvo que se trate de una celebración muy grande, no lleva asistentes para que en ningún momento se altere la normalidad de la fiesta. Generalmente, su trabajo termina alrededor de una hora después del baile de los novios, aunque si es requerido, puede continuar con su tarea hasta más tarde.

Dani Dávila toma alrededor de 400 y 500 fotos de boda en cada ocasión. Las imágenes son subidas entre 7 y 8 semanas después en una galería online con contraseña, para que sea de acceso exclusivo de los novios. Si los clientes lo solicitan el fotógrafo participa, con sus consejos y sugerencias, en la elección de las imágenes para confeccionar el álbum final.

Fotografía de boda diferente y con criterio periodístico

Dani Dávila ha tenido una larga trayectoria en distintos medios de comunicación, revistas y sitios web como La Voz de Galicia, El Correo Gallego, Mía y Lecturas, entre otros. A partir de su experiencia, ha desarrollado un estilo para cubrir las bodas que se asemeja al fotoperiodismo. Comenta que en su sitio web su objetivo no es tomar imágenes ficticias como las que aparecen en algunas revistas de moda.

El resultado del trabajo de Dani Dávila es una fotografía de boda diferente y real. En las imágenes es posible observar expresiones espontáneas y naturales. Es un testimonio único de un día o una noche en el que, además, cada uno de los invitados es incluido, porque dos son las personas que se casan, pero muchas más las que participan.

Las fotos de boda de Dani Dávila constituyen un recuerdo genuino de uno de los momentos más importantes en la vida de una pareja.