Dejar de fumar con láser el método más eficaz y rápido contra el tabaquismo

Por Remitido

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print
/COMUNICAE/

Uno de los grandes propósitos de muchos españoles es el dejar el tabaco. Según Google.es se realizan de media 21 mil búsquedas al mes de la frase «dejar de fumar», esto apoyado en un estudio hecho por la Asociación Española de Enfermería en Cardiología (AEEC) que evidenció que, en España, el tabaco es la segunda sustancia psicoactiva más extendida en la población y la responsable de más de 50 mil muertes al año, incrementa la oferta de los distintos métodos contra el tabaquismo entre ellos Láser Stop

Hay que entender que cuando se fuma el cuerpo libera endorfinas, hormonas químicas naturales que son las encargadas de reducir los niveles de ansiedad y estrés. Estas hormonas son las que causan la felicidad, pero cuando el cuerpo se acostumbra al tabaco esta felicidad dura poco, desencadenando la dependencia del tabaco.

El método de dejar de fumar con Láser Stop combina la tecnología de una láser, que transforma la energía de un rayo de luz en una radiación electromagnética emitiendo una energía lumínica de gran pureza, con una técnica avanzada de zonas nerviosas, como la acupuntura, pero sin dolor y mucho más efectiva debido a su pureza. A través del láser se estimulan diferentes puntos que logran mandar señales al cerebro y activar las endorfinas necesarias para calmar la adicción. Gracias a que es un láser relajante e indoloro, que lo que hace es purificar y estimular es posible realizar las sesiones en mujeres que se encuentren embarazas.

A pesar de que es un método con un 94% de efectividad hay que tener en cuenta que depende siempre del compromiso y los puntos nerviosos de cada persona. Es por eso, que para llevar a cabo las sesiones se identifican los puntos de energía relacionados con la adicción en manos, muñecas, cabeza, frente y nariz de cada paciente para ofrecer una sesión personalizada. Esta técnica es indolora y no tiene efectos secundarios, ni genera ansiedad por la comida evitando subir de peso o generar insomnio. Además, no aumenta tampoco la sensación térmica. La sesión puede incluso ser hasta relajante, puede llegar a producirse somnolencia después de ser aplicada.

Láser Stop Tabaco se encuentra presente en varios lugares en España y con este método solo debes someterte a dos sesiones de 30 a 40 minutos, donde verás resultados desde la primera aplicación.

Fuente Comunicae