¿Cómo evitar las devoluciones bancarias en los recibos SEPA?

Por Remitido

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

La mayoría de las empresas han implementado la automatización de cobros con el propósito de facilitar las gestiones a sus clientes. Quienes requieren de un importe periódico por servicios de suscripción han recurrido a este sistema, al igual que otros rubros relacionados con la salud y el bienestar, los de carácter administrativo e incluso la mayoría de las instituciones educativas.

Ante el surgimiento y auge que han tenido las operaciones open banking, Ezpays es una plataforma que facilita el cobro de pagos, tanto recurrentes como únicos, extraídos de las cuentas bancarias de los clientes de forma directa. Este portal no hace cobros adicionales por fallos ni devoluciones de las domiciliaciones.

La comodidad que ofrecen los pagos domiciliados

Los negocios que realizan la emisión de una gran cantidad de recibos con cobros recurrentes pueden ocupar mucho tiempo si se realiza de la forma convencional. La automatización de los cobros minimiza el margen de error a la hora de la emisión de los recibos y permite a las empresas tener un mejor control de los pagos que debe recibir de los clientes. Por su facilidad, muchas entidades han decidido que su principal forma de cobro sean las domiciliaciones bancarias. Gracias a los beneficios que ofrece este sistema, son muchos los negocios que requieren de su implementación por su comodidad y facilidad.

Algunas circunstancias en la emisión de pagos recurrentes

Este sistema de domiciliaciones bancarias convencionales (lo que comúnmente se llama recibos SEPA) tiene algunas regulaciones en su funcionamiento. Una de las que puede mencionarse es la posibilidad que se ofrece a los pagadores la posibilidad de hacer la devolución de recibos autorizados hasta un período de 8 semanas o 50 días, y en caso de no recibir la autorización, el plazo se prolongaría hasta 13 meses.

Ezpays ha cambiado las reglas del juego y permite a los negocios de pagos recurrentes automatizar esos pagos de sus clientes. Utilizando la infraestructura de open banking, ha automatizado el proceso evitando que el pagador pueda devolver los recibos, que el negocio no deba de enviar el recibo SEPA cada mes, reduciendo los procesos en más de un 50% y ahorrando tiempo administrativo.