Fini: más de 200 millones de facturación en golosinas

Por Redacción

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on telegram
Share on whatsapp
Share on email
Share on print

Fini España nació en Murcia en mayo de 1971. Treinta años después, en mayo de 2001, comenzó en Brasil. “En aquella época todo era más difícil. El desconocimiento de las recetas y las necesidades de producción era enorme. Se aprendía con el sistema de prueba/error a través de los diversos intentos y fracasos. El equipo humano era mínimo y no había un laboratorio en el que pudieras probar las fórmulas antes de aplicarlas. La experiencia se adquiría con los fracasos, pero a través de la constancia, el esfuerzo continuo y el aprendizaje, se conseguían los resultados deseados”, indican desde la compañía.

Comenzaron a trabajar con el chicle grageado: “Eran productos muy básicos y sencillos, pero encontramos una oportunidad por haber una necesidad de mercado en España en esos momentos”, añaden.

Fini busca aportar momentos de placer y diversión a pequeños y adultos. Ya está presente en más de 100 países con productos ajustados a las necesidades de sus consumidores (productos veganos, libres de gluten, lactosa y azúcares añadidos). Produce 74.000 toneladas de golosinas al año.

La apuesta de la compañía por invertir e investigar les ha llevado a lanzar hasta 50 referencias nuevas cada año; también a trabajar en la reformulación de sus productos ya existentes y en la revalorización de aromas naturales.

Fini cuenta con 9 delegaciones internacionales (EEUU, Brasil, Colombia, Italia, Chile, Reino Unido, Francia, Portugal y Perú) y con dos centros productivos (España y Brasil).

La compañía posee la primera planta productiva de regaliz en Europa y es pionera en el desarrollo de regaliz sin gluten de todo el mercado. Fabrica productos libres de alérgenos, veganos y con certificaciones Hala y Kosher.

La firma se ha comprometido a hacer todos sus envases reciclables a partir de 2020. Ya lo son el 70%.

Adaptan sus productos en diferentes formatos según las necesidades del consumidor: para tomar en el momento, xxl para fiestas y candy bar, individuales y con bolsas preparadas para guardar y comer después con la misma calidad…

Continuamente redoblan esfuerzos para reducir el porcentaje de azúcares. Han sido los primeros en perfeccionar la disminución de azúcares en un 30% manteniendo la calidad y el sabor. Lo dan como alternativa en todas sus familias de productos. Ejemplo de ello son sus ositos light de goma.

La compañía cuenta con un programa de acción social para mejorar los vínculos con sus empleados, proveedores, clientes y con la sociedad en general. Desarrollan iniciativas para fomentar el empleo joven, campañas solidarias con recogida de juguetes y reparto de golosinas. También realizan aportaciones benéficas.

Trabajan con diferentes categorías: Goma, con una gran variedad de referencias y formatos, y con agilidad para satisfacer las necesidades del consumidor; Regaliz, en el que son pioneros y cuentan con un amplio surtido en el mercado, mayor durabilidad del producto y efectos sorprendentes, como extra sour, rellenos de pectina, pintalenguas…; Marshmallow, con un sabor característico de la marca: más esponjoso, sabroso y con un surtido muy extenso (formas, coberturas, rellenos…); Chicle, con el que son especialistas en relleno líquido, relleno de pika y pioneros en grageados innovadores; Caramelo, con sabores intensos y efectos divertidos; y Masticables, la última nueva categoría que han elaborado en 2020, con formatos en dobles sabores, colores y efectos divertidos.

Entre los productos estrella de Fini se encuentra el Fini BOOOM, creado en el año 2000 y buque insignia de su marca. “Es un caramelo con explosión de sabor y pika con diferentes versiones: fresa, cola, con chicle… llegando a crear el Toro Balls y el Camel Balls, ambos huevos sorprendentes”, indican.

La evolución del negocio ha sido positiva hasta el momento. En su último ejercicio (2019), sus ventas se elevaron hasta los 224 millones de euros. “2020 ha sido un año de transición para Fini. Hemos tenido que adaptarnos al mercado y a las tendencias y hábitos de compra para llegar a nuestro consumidor”, señalan.

Fini Golosinas es líder del mercado a nivel nacional. Gracias a su estrategia de internacionalización, tiene una gran relevancia en el mercado global. Han elaborado un plan estratégico nacional e internacional 2020-2026 en el que sus perspectivas de crecimiento en las distintas categorías de producto son muy buenas. “Uno de nuestros pilares principales es la apuesta por la innovación y escucha constante a nuestros consumidores para satisfacer sus necesidades y en muchas ocasiones adelantarnos a ellas. Es un aspecto que consideramos clave para mantener nuestra posición de liderazgo en el mercado y en las distintas categorías de producto”.